10/12/2022

,

Santa Eulalia de Mérida
10/12/2022

,

Santa Eulalia de Mérida
Mensaje del obispo de Tui-Vigo para la Semana Santa de 2022

Mensaje del obispo de Tui-Vigo para la Semana Santa de 2022

Queridos hermanos y hermanas:

La Cuaresma es un tiempo favorable para la renovación personal y comunitaria que nos conduce hacia la Pascua de Jesucristo muerto y resucitado. Para nuestro camino cuaresmal de 2022 nos hará bien volver a meditar sobre la vida de Nuestro Señor Jesucristo y, en especial, sobre su Pasión y Resurrección.

La Cuaresma, como tiempo de renovación cristiana, alcanza su plenitud en la Semana Santa que culmina en el Triduo Pascual. En estos días los cristianos celebramos los misterios centrales de nuestra fe y somos invitados a participar en nuestras parroquias del memorial de estos días santos. También en nuestras calles rememoramos con nuestras procesiones los acontecimientos finales de la vida de Jesucristo. Estas procesiones son una manifestación comunitaria muy importante para nuestra vida de fe y este año, con la ayuda del Señor, esperamos revivirlas con el entusiasmo de todos.

En nuestra Ciudad de Vigo es muy importante la historia y la presencia viva de las Cofradías que son portadoras de devociones muy sentidas en el corazón de los fieles. A medida que he ido conociendo mejor la realidad de nuestras parroquias, fui descubriendo las raíces profundas de las devociones de nuestros feligreses. En Vigo las devociones son fundamentales para comprender nuestra historia y nuestro modo de entender la vida y la fe.

Los tiempos cambian y la vida se renueva constantemente. También la Iglesia vive en las coordenadas temporales y la fe tiene que ir encarnándose en la realidad de cada momento histórico. Esto es algo que todos entendemos, pero lo que resulta más complejo es ayudar a que ese proceso de encarnación de la fe resulte real y se transmita a las nuevas generaciones.

Vemos con alegría y esperanza como en otros lugares las Cofradías han ayudado a actualizar y dar vigor a la fe de los creyentes. Los actos procesionales y las actividades caritativas y pastorales de las Cofradías han contribuido en muchos lugares a la revitalización de la vida cristiana en general y han propiciado un renovado compromiso de los laicos en la Iglesia. Esto no ha sucedido de la noche a la mañana, sino a través de un esfuerzo continuado de personas de profunda espiritualidad y de gran talento organizativo.

Gracias a Dios en Vigo tenemos todavía ejemplos extraordinarios de manifestaciones devocionales de nuestros fieles que serían imposibles si no estuviesen sostenidas y esmeradamente cuidadas por nuestras Cofradías. A ellas y a sus responsables les debemos una inmensa deuda de gratitud.

Quiero invitar a todas nuestras Cofradías y a todas las Asociaciones de vida cristiana a un renovado esfuerzo para fortalecer espiritualmente la vida y el compromiso de todos los cofrades y devotos. Los procesos de renovación son siempre necesarios, pero se convierten en especialmente decisivos en estos momentos de grandes cambios sociales y eclesiales. Conozco bien vuestras dificultades, pero valoro por encima de todo vuestra entrega y vuestro esfuerzo por llegar a los más jóvenes.

El Sínodo de la Iglesia que el Papa Francisco ha convocado y que estamos celebrando, nos invita a caminar juntos en la vida y en la fe. La Iglesia tiene ante sí inmensos retos, como el mundo mismo. Necesitamos unir esfuerzos en la comunión de la fe compartida. También nuestra Diócesis y nuestra Ciudad nos piden caminar juntos para traer esperanza y alegría a tantos que la buscan. En esta hora presente, los fieles cristianos hemos de reconstruir en nuestras Parroquias aquel modelo de comunidad cristiana que al comienzo de la Iglesia fue capaz de vencer los obstáculos perennes de la fe.

Bendigo a todos los cofrades y devotos de nuestra Ciudad, así como a vuestras parroquias, y os quiero agradecer el inmenso esfuerzo que estáis realizando para dar nueva vida a las celebraciones y procesiones de la Semana Santa de Vigo.

Os invito a vivir unidos con profunda fe este tiempo de gracia que el Señor nos concede.

 

Vigo, 2 de marzo de 2022.

 

 Luis Quinteiro Fiuza

Obispo de Tui-Vigo

 

Descarga el texto en PDF aquí.