18/01/2022

,

San Silvestre I
18/01/2022

,

San Silvestre I
Falleció Antonio Rodríguez Suárez, que fue párroco de San José Obrero y Santa Rita

Falleció Antonio Rodríguez Suárez, que fue párroco de San José Obrero y Santa Rita

Foto: Antonio Rodríguez en el Seminario Mayor san José de Vigo | © Xulio Vilarino.

El sacerdote Antonio Rodríguez Suárez (88 años) falleció ayer noche,  tras recibir la unción de los enfermos y la Bendición Apostólica,  en la Residencia Sacerdotal Nosa Señora da Guía en la que estaba siendo atendido durante más de 5 años de las secuelas de la agresión recibida al robarle en su parroquia de san José Obrero y santa Rita (octubre de 2016).

Su cuerpo será velado a partir de las 10 horas de mañana miércoles día 12 en el templo parroquial de San Xosé Obreiro y Santa Rita, de Vigo,  en el que  a las 11 horas tendrá lugar la misa Misa Exequial. El entierro será en la Parroquia de San Xulián de Cumbraos (A Coruña).

Don Antonio había nacido  el día 17 de febrero de 1934 en San Xulián de Cumbraos de A Coruña del Arzobispado de Santiago de Compostela y fue ordenado sacerdote en Comillas (Cantabria), el día 14 de abril de 1963. En la Universidad Pontificia de Comillas en la que estudió, obtuvo las licenciaturas en Teología y en Filosofía Eclesiástica licenciándose más tarde civilmente en Filosofía y Letras (Rama Filosofía Pura).

De regreso a la diócesis de Tui-Vigo a la que pertenecía fue nombrado en 1963, coadjutor de San Miguel de Bouzas y en octubre del año siguiente se le destina al Seminario Menor san Paio de Tui en donde ejercerá como  formador, profesor y rector hasta que en 1970 se le traslada como rector y profesor del  Seminario Mayor San José de Vigo. Entre los numerosos encargos que recibió fue también Delegado Episcopal de Apostolado Seglar; Censor de Libros y Publicaciones;  Consiliario de la Junta Diocesana de Acción Católica y director de la Casa de la Iglesia y Residencia Sacerdotal. Desde 1975 y durante muchos años fue para muchas generaciones el competente director de la Escuela de Magisterio de la Iglesia “María Sedes Sapientiae”,  así como el delegado episcopal de Enseñanza y Catequesis. Fue director del Instituto Superior de Ciencias Religiosas “San Agustín” y desde 1997 canónigo penitenciario de la S. I. Catedral. En 1997 se le nombró párroco de San Salvador de Teis y desde noviembre de 2005 era párroco de San Xosé Obreiro e santa Rita de Vigo.

Desde la brutal paliza sufrida por don Antonio en octubre del 2016, que le tuvo durante algún tiempo en coma inducido y posteriormente imposibilitado de toda actividad normal atado a una silla de ruedas, muchos de sus compañeros sacerdotes y amigos decían después de visitarle: “es un cura bueno, mártir en vida”.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp